El tren Ave low cost, competencia en desventaja con los vuelos

30 Jun El tren Ave low cost, competencia en desventaja con los vuelos

Viajar en Tren - TravelGenioLa campaña de los trenes Ave low cost aún no ha sido culminada con la práctica y ya hay quién piensa que es muy posible que nos encontremos con uno de los grandes fracasos de la compañía Renfe. Los trenes de alta velocidad que llegan a alcanzar los 300 kilómetros por hora eran una buena idea cuando los vuelos domésticos low cost no existían.

En la actualidad, si bien es cierto que tienen su público por la increíble bajada de precios, lo cierto es que lo que realmente atrae de ellos no es su velocidad sino el hecho de poder adquirirlos con mayor antelación de lo que se adquieren los vuelos low cost y con mejores servicios. Si se les resta esa cualidad, no se sabe que será de la supervivencia de estos frente a los vuelos. Por el momento, estas son las iniciativas a tener en cuenta.

La muerte del monopolio de Renfe frente a los precios de las low cost

Los vuelos low cost han abierto una de las grietas más grandes que podrían existir dentro de los transportes de todo tipo ya que han pasado de ser un medio para que las compañías aéreas tradicionales se modernizasen y ampliasen su abanico de ofertas a clientes de todo tipo. Ahora son los trenes los que parecen estar modernizándose a pasos agigantados después de que los trenes Ave se vieran en serias dificultades para hacer frente a la dura realidad; que sus precios eran privativos y que ya no compensaban frente a los vuelos. Sin embargo, ¿Cómo cambiar un medio de transporte como el tren Ave? Todos los servicios de estos trenes, todas las prestaciones tienen un coste mínimo.

Durante todo este último año lo ha intentado pero no ha sido hasta ahora, que se está dando una ruptura con Renfe para que otras compañías gestionen este medio de transporte. De momento, aún no se sabe como se quedará el asunto pero lo cierto es que ya hay varias propuestas sobre la mesa. No obstante, ¿Cómo será la denominada alta velocidad low cost? ¿ Tendrá los servicios con los que siempre ha contado o tendrá menos dotaciones? ¿El low cost será realmente low cost? Las cartas están aún por definirse.

Pero, ¿Qué medio de transporte es el que prefiere el viajero español?

Los más de cuarenta y cinco millones de habitantes españoles tienden a preferir los medios de transporte como el tren y el autobús para realizar pequeñas o medianas travesías de tiempos inferiores a tres horas.

Sin embargo, con la aparición de los vuelos de bajo coste ha marcado un antes y un después al respecto consiguiendo que los viajeros fieles al autobús o al tren prefieran el avión. Esto es natural si se tiene en cuenta que el precio de estos justamente tan bajo por la gran cantidad de viajes que realizan. En una compañía low cost lo que cuenta no son los vuelos, son la cantidad de vuelos que sea posible realizar y si estos se llevan a cabo en el menor tiempo posible mejor será.