Ideas para un fin de semana barato en París

Viajar a París - Travelgenio

23 Jul Ideas para un fin de semana barato en París

Viajar a París - TravelgenioLa ciudad más romántica de la Unión Europea es también una de las más costosas para los visitantes españoles. De hecho, tomar un café en la zona centro, cerca de la ópera puede costar la friolera de ocho euros.

Por ello, la propuesta que se realiza está encaminada a lidiar con estos precios que, en muchos casos, pueden hacer que no se disfrute completamente una de las urbes que más tiene que ofrecer al visitante.

París sin duda es la ciudad europea que más invita a pasear, su arquitectura, sus zonas verdes, la orilla del Senna y los múltiples encantos que esconden sus calles, establecimientos y rincones nos conducirán por la verdadera historia de la ciudad.

Los trucos y consejos para conseguir visitas gratuitas así como algunas recomendaciones en las que si que merece invertir harán de las jornadas en París, un gran recuerdo para toda la vida.

  • Abusar del freetour. Esta modalidad de visita turística está activa en prácticamente todas las capitales europeas y consiste en una visita turística de dos horas cuyo coste es el que el turista quiera ponerle. Lo habitual es pagar entre 3 y 5 euros al guía en concepto de propina aunque los bolsillos más low cost pueden estar tranquilos ya que estas iniciativas reciben subvenciones estatales. Normalmente hay varias opciones para poder conocer diferentes rincones de la ciudad tanto por la mañana como por la tarde.
  • Alojamiento rural cerca del transporte público. No se puede engañar al futuro turista: el transporte en Francia es caro. De hecho, viajar hasta Versalles cuesta unos 20 euros por billete de tren, por poner un ejemplo. Sin embargo, especialmente en el caso de que se esté varios días o un par de semanas se recomienda una casa rural. En las inmediaciones de París se pueden encontrar a buen precio. Obviamente se deberá adjuntar a esto, o bien, un coche de alquiler, o bien que la casa esté lo suficientemente bien comunicada.
  • Museos gratis. Los amantes del arte sabrán que en este tipo de ofertas no se pueden disfrutar de las exposiciones temporales y algunas obras puesto que el día de entrada gratuita a los museos en París (Martes) cierran parte de la galería. Por ello, esta opción es perfecta si se quieren ver algunos de los mejores cuadros y esculturas en el Museo de Louvre o D´Orsay sin complicarse demasiado.
  • El poder de comer en casa. Parecerá descabellado imaginarse viajando a París y no probando sus platos. El caso es que la cocina francesa en París deja bastante que desear en relación con el precio que cuesta. Por ello, se recomienda comer en casa o llevar los alimentos para comer al más puro estilo picnic.
  • Crucero por el Sena. Casi ochenta euros por una cena para dos en mitad del Sena.  ¿Merece la pena?¡Por supuesto! En una ruta de dos horas se podrá ver París en todo su esplendor. No obstante siempre podremos realizar el viaje de forma turistica sin cena o consumiciones.
  • Barrio de Montmartre. Bueno, bonito y muy caro el distrito 18 es perfecto para pasear por sus calles. Si bien es cierto que los precios son privativos, merecerá la pena tomar un café en la cafetería en la que se rodó la película Amelie o bien visitar el Moulin Rouge.
  • Monumentos, gratis y recomendable. En general se debe pagar por casi todo, incluyendo subir a la Torre Eiffel. Sin embargo, nadie puede cobrar por ver el Arco del Triunfo, pasear por los campos elíseos o por la orilla del Sena y descubrir los rincones más especiales de la ciudad bohemia por excelencia.